Sí hubo viento de cola...

Pero no como se suele decir. El viento de cola en nuestro país se vincula al crecimiento industrial.

Y para poder montarse sobre ese viento de cola, se requiere mucho Estado. Claro, si vos pensás que viento de cola es solo el precio de la soja, te recuerdo que sin Estado el precio de la soja puede terminar en una bicicleta financiera que no genera ningún beneficio para el conjunto de la sociedad. Es verdad que hubo buenos momentos del precio de la soja y de los commodities, pero la Argentina ha mostrado su mejor performance cuando hay industria, y eso requiere del Estado. El precio de la soja como tracción del bienestar social es una mentira propia, casualmente, de los que cultivan la soja. Acá vamos a decir otra cosa. Espero que sepás qué hacer con esto.

Cosita más, número 1: la Argentina no se reprimarizó como el resto de sus vecinos de la región (estoo sólo está pasando a partir de las políticas aperturistas de Cambiemos). Cosita más número 2: la evolución del precio del poroto de soja estuvo por debajo del petróleo, el cobre y el café, pero sin embargo, la Argentina creció más que Brasil, Chile y los países petroleros.

Está claro que los ciclos de la economía mundial son más complejos que esto. El precio del dólar (la tasa de la Fed), las carácterística de los países que crecen y las de los que no, la propensión marginal a consumir de los países que crecen, los flujos de inversión, el nivel de uso de los factores, la ecuación interna de precios relativos de nuestro país en cada momento histórico, la ecuación regional, las estrategias de las multinacionales, el rol de los capitales financieros... y siguen las firmas. Hay muchas variables en discusión al mismo tiempo. Sin embargo, la Argentina vivió sus mejores momentos cuando mejoró su nivel industrial absoluto, incluso aunque no crezca tanto como el PBI total.

Así que vamos a mostrar unos cuantos gráficos para sostener la siguiente hipótesis: la Argentina mejora, aumenta la calidad de vida de su población, baja el desempleo y mejora el salario en general, cuando su industria crece o se mantiene en buenos niveles históricos, y esto pasa cuando el mundo, y especialmente Latinoamérica transitan mejoras industriales, y el Estado nacional es coherente con las protecciones debidas para sumarse a este viento mundial.

Cuando el mundo transita mejoras industriales, a su vez aumenta la demanda de alimentos en el mundo. Todo está vinculado. Pero el verdadero viento de cola es el de crecimiento industrial del mundo. Y la vela para subirse a este viento requiere de mucho Estado (protección comercial, promoción crediticia, mejora de mercado interno, estructura tributaria, política fiscal y monetaria expansivas, política cambiaria acorde, políticas estratégicas de promoción sectorial).

Vamos a aclarar de qué se trata cada gráfico (click para agrandar) cuando no es clara su lectura, sino lo dejamos así, para simplificar palabras que no agregarían nada.






La segunda parte del cuadro muestra horizontalmente, la participación de cada componente de la demanda y la oferta en el PBI.


Exportaciones de la Argentina por rubro.


 Valor agregado industrial, fuente: Banco Mundial:


 Valor agregado agropecuario, fuente: Banco Mundial:










Copio los valores que brinda una presentación de Kosakoff. Cabe aclarar que a mí la variación del salario real formal para el período 2011-2014 me da positivo (compensando la caída de 2014).


Es posible que aquí juegue una concomitancia más que una causalidad, pero el gráfico que sigue, de todos modos, es muy interesante.












Por todo lo cual, un buen gobierno debe hacer esfuerzos para promover el desarrollo industrial. Aunque ello no le termine de gustar al sector financiero, al rural, a las multinacionales o a los mismos responsables de grandes industrias transnacionalizadas.



Fuentes: post viejo, Kosacoff, UIA

Comentarios

Post más populares

¿Cómo se calcula el impuesto a las ganancias (cuarta categoría)?

Necesidades básicas insatisfechas (NBI) por provincia

La UCA, héroe y villano

Sobre el bono para trabajadores. Un ejercicio

¿Cuántas empresas hay en la Argentina? Maso 600.000 empresas

Encuesta "falopa" en Tuiter, perdió Macri

El primer mes del segundo semestre, la economía 5,9% abajo

Nuevo informe. Que la UCA diga si es kirchnerista

Fuga de capitales hasta marzo 2017 - BCRA

El problema de las economías regionales durante el gobierno de Cambiermos